Cómo mejorar tu economía y finanzas personales en 2017

Cómo mejorar tu economía y finanzas personales en 2017

Tiempo estimado de lectura: 5 minutos

Mejorar tu economia el proximo ano

Los grandes propósitos de año nuevo

Uno de los propósitos más recurrentes al llegar el nuevo año es organizarnos mejor para conseguir ahorrar un poco más. Y es que contar con una buena planificación de la economía familiar es fundamental para afrontar el año con éxito.

El baile de cuentas empieza con la cuesta de enero. Los gastos de Navidad, sumados a las facturas pendientes, hacen que apretarse el cinturón sea la tónica habitual al entrar en el nuevo año. La primera recomendación para controlar los gastos en Navidad es comparar precios en todo: regalos, cenas, fiestas y modelitos, entre otros. Te saldrá más rentable invertir un poco más de tiempo en buscar y comparar, que escoger la primera opción que se te presente.

Una vez haya pasado la temporada navideña, no pierdas el hábito de comparar precios. Pocos pueden escapar al poder de atracción de las rebajas a principios de año, pero no te dejes llevar por la tentación y no exprimas al máximo tu tarjeta de crédito. Los expertos aseguran que para reducir gastos es imprescindible aplicar técnicas de consumo inteligente. La clave es marcarte un presupuesto máximo. Y, ante todo, establece prioridades: evita las compras por impulso y céntrate en comprar lo que necesitas. Por eso es buena idea hacer una lista previa de lo que necesitas. Eso sí, deja una pequeña parte para darte ese capricho que tanto te apetece. ¡Así no te llevarás un susto al revisar tus cuentas!

Sistemas de ahorro

Una de las mejores formas para ahorrar durante todo el año es poner en marcha un sistema de ahorro que se adapte a tu ritmo de vida. Hay cientos de opciones más allá de la hucha de siempre, pero hay que tener en cuenta varios factores a la hora de elegir una u otra, como los ingresos que tienes cada mes y si son regulares o no.

Desde hace algún tiempo, ahorrar se ha convertido en un gran reto. Cada temporada salen a la luz nuevos sistemas de ahorro con más o menos beneficios y distintos niveles de dificultad para llevarlos a cabo. Pero, sin duda, hay 3 métodos de ahorro que se han hecho con los primeros puestos en los rankings de popularidad gracias a su demostrada eficacia.

  1. El método de las 52 semanas. Este sistema de ahorro que ha popularizado María Pilar Amela consiste en ahorrar semanalmente un importe igual a la semana del año en la que te encuentres: la primera un euro, dos euros la segunda, y así sucesivamente. Obviamente, las últimas semanas del año serán las más duras porque además de afrontar los gastos extra de la Navidad, deberías ahorrar algo más de 200€. Pero, como bien dice la experta, puedes utilizar trucos como el de ir hacia atrás (empezar el año ahorrando el máximo y acabar con un euro), o hacerlo de forma salteada llevando el control de las semanas cumplidas con un calendario. ¡El total es de 378€ ahorrados al año!
  2. El kakebo. Puede que conozcas este sistema de ahorro japonés por lo famosos que se hicieron hace algunos años los cuadernitos que se utilizan para ponerlo en práctica. Este método es más un sistema de contabilidad y de reflexión, ya que consiste en apuntar en una de estas organizadas libretas todos los gastos que tienes al mes: alquiler, facturas de suministros, las compras en el súper, los caprichos, la gasolina del coche… Al llevarla al día y hacer el resumen a final de mes, verás claramente en qué se te ha ido el dinero y podrás hacer una mejor planificación del gasto para el mes siguiente.
  3. La hucha del cambio. Éste es el método de ahorro más sencillo. Para llevarlo a cabo sólo necesitarás constancia y marcarte una meta que puedas cumplir. Al fin y al cabo no deja de ser una hucha que vas llenando pero con más responsabilidad. Por ejemplo, proponte guardar en tu hucha todas las monedas de un euro que lleguen a tu bolsillo, o suprimir el café de la mañana y ahorrar en tu cerdito lo que te cuesta. ¿Por qué no decidir vaciar el monedero al finalizar la semana? O incluso aprovechar para guardar una parte del cambio cada vez que pagues con un billete. Con esta técnica propia de una hormiguita, si tienes paciencia y no haces trampas, conseguirás ahorrar una buena cantidad de dinero a lo largo de todo el año.

Gestionar tu dinero para conseguir ahorrar algo durante el año es una tarea que al principio no resulta sencilla, pero cuyo resultado sin duda es muy gratificante. Pon en práctica alguno de estos sistemas de ahorro y el próximo verano tendrás una ayuda extra para gastar en ocio y viajes, o en lo que tú quieras. ¡Al final de lo que se trata es de disfrutar de tu dinero!

¡Compártelo!